Descripción/Historia
La Ciudad Universitaria de Caracas fue construida a partir de 1943, cuando el gobierno de Isaías Medina Angarita aprueba el decreto de su construcción y de adquisición de los terrenos de la hacienda Ibarra, para hacer realidad la propuesta vanguardista del arquitecto Carlos Raúl Villanueva, quien, acompañado por un equipo destacado de profesionales venezolanos y extranjeros, diseña y construye este magnífico ejemplo de patrimonio mundial. La obra mantuvo su auge constructivo durante las décadas de 1950 y 1960, a través del Instituto Ciudad Universitaria.

El conjunto de la Ciudad Universitaria de Caracas se emplaza sobre una extensión de terreno de 164 hectáreas. Fue concebida a partir del concepto de Campus, bajo las premisas de la ciudad moderna, organizando el espacio en zonas funcionales que se interconectan entre sí a través de un sistema de circulación peatonal y vehicular bien diferenciado. La zona médica, la administrativa, la académica y la deportiva-residencial, en suma con el Jardín Botánico y la Escuela Técnica Industrial, completan este dinámico conjunto que se integra a la urbe como una ciudad dentro de la ciudad. Carlos Raúl Villanueva alcanzó una elevada expresión de los conceptos de la arquitectura moderna relativos a organización de los volúmenes, generación de plantas bajas libres, acabados en concreto a la vista y sistematización de los cerramientos, pero con un arraigado carácter tropical, logrando el control de la luz, la ventilación y la incorporación de la vegetación al interior de los espacios.

El principal valor de Ciudad Universitaria es la integración indisoluble de las artes plásticas con la arquitectura, catalogada como Síntesis de las artes, la cual se puede apreciar bien en el conjunto central de la Biblioteca Central, el Aula Magna, la Plaza Cubierta y el Rectorado.

En octubre del año 2000 la Ciudad Universitaria de Caracas fue declarada Patrimonio Mundial por la UNESCO.